viernes. 01.03.2024

Los Veteranos (hombres y mujeres) de las Fuerzas Armadas, en los Estados Unidos, son muy valorados por la Sociedad americana.  No en vano, el 11 de noviembre, celebración del Día del Veterano, es considerado Festivo Nacional.

                Cuando fallece un veterano de las FAS, si los familiares lo solicitan, al sepelio asiste una representación del Ejército vestidos de uniforme. En el momento de la inhumación un cornetín interpreta la melodía “Taps” y un pelotón efectúa una descarga de fusilería.

                Antes de introducir el féretro, se retira la bandera que es plegada ceremoniosamente y se entrega al familiar más allegado al militar fallecido.

                Los familiares del veterano reciben por parte del ejército: una lápida especial, con medallones, la bandera que cubre el ataúd, un certificado presidencial de reconocimiento, un subsidio por sepelio (transporte, funeral y entierro) y el derecho a ser inhumado en Cementerio Nacional.

Veteranos en España.

                La constitución del Día del Veterano pasó por varias fases. El 11 de noviembre de 1918 se firmó el armisticio que puso fin a la Primera Guerra Mundial, por lo que el presidente de Estados Unidos, Woodrow Wilson, lo declaró Día del Armisticio.

                En junio de 1926, el presidente Calvin Coolidge, firmó una resolución para permitir celebraciones festivas en todo el país con motivo de este día, para conmemorar a los fallecidos en la Primera Guerra Mundial.

                En 1946, el veterano de la Armada USA, Raymond Weeks, que había tomado parte en la Segunda Guerra Mundial, elevó una petición al general de ejército y más tarde presidente Dwight D. Eisenhower solicitando que fuesen conmemorados todos los soldados americanos vivos o muertos que hubiesen participado en cualquier guerra, no solo en las dos grandes guerras mundiales.

                Pero Raymond no se conformó solo con eso, durante 8 años estuvo solicitando que se reconociese el 11 de noviembre, festividad de San Martín de Tours, como Día del Veterano y no como del Armisticio, como se venía haciendo. El congresista Ed Rees propuso que dicha festividad fuese aprobada por el Congreso, siendo sancionada por Eisenhower el 26 de mayo de 1954, denominándose a partir de entonces como Día del Veterano.

                En 1982 el presidente Ronald Reagan quiso premiar la contribución de Raymond Weeks a tal solemne celebración, condecorándolo con la Medalla Presidencial, manteniendo el Día como festivo nacional, con tal relevancia que, si el 11 de noviembre cae en sábado, se trasladan los actos y la festividad al viernes ,y si cae en domingo, pasan estos al lunes.

                Además de las celebraciones ante la tumba del Soldado desconocido en el Cementerio Nacional de Arlington, desde 1985, se realiza una ceremonia en honor a Weeks en el cementerio de Linn Park – Birmingan (Alabama), siendo considerado el legendario soldado como el Padre de los Veteranos de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos.

                En España no tenemos un día fijo para recordar a nuestros veteranos, varía en función del Ejército Organizador, pero suele celebrarse normalmente en el mes de octubre.

Veteranos de las Fuerzas Armadas Americanas
Comentarios