sábado. 26.11.2022

Ramiro Fernández Alonso, autor de ‘Mis vivencias con el fútbol y la ‘Roja’': “Dar la imagen que nos exige el momento, puede ser decisivo para nuestro éxito en la vida”

Ramiro Fernández, 'el peluquero de la Selección' presentó su libro en Vigo para donar la recaudación a Harambee ONGD, un proyecto internacional de solidaridad.
Ramiro Fernández, 'el peluquero de la Selección' presentó su libro en Vigo para donar la recaudación a Harambee ONGD, un proyecto internacional de solidaridad.

Pasó por Vigo de la mano de Harambee ONGD, un proyecto internacional de solidaridad que promueve iniciativas de salud materno-infantil, de promoción de la mujer y de educación en África y sobre África. Ramiro Fernández Alonso, ‘el peluquero de la selección’, donó a Harambee el precio de la venta de su libro. De los pies a la cabeza: Mis vivencias con el fútbol y la ‘Roja’. El dinero recaudado de los 5.000 ejemplares va directamente a ayudar a Ongs.

Es su quinto libro. Los anteriores son de carácter profesional relacionados con el cabello y la estética. “En este caso reflejo mis 28 años con la selección española, por donde pasaron 9 capitanes, 7 seleccionadores…”. Ramiro ha viajado por todo el mundo y ha vivido desde dentro gestas deportivas tan importantes como el Mundial de Sudáfrica, 2010, cuando la Roja marcó “el gol de todos”, el de Andrés Iniesta. “Quedamos campeones del mundo. Eso no lo olvidaré en la vida”. Y así lo recoge en su libro: “Fueron 114 minutos eternos, de tensión, de miedo, de esperanza. Entonces llegó el gol de Andrés Iniesta, el gol de todos”. Y recuerda cómo el entrenador, Vicente del Bosque “no necesitaba motivarlos. Estaban convencidos de que podían quedar campeones del mundo. Es que ya se les notaba”.

Ramiro recuerda que el último corte de cabello que “hice fue a Llorente, del Atletic de Bilbao…, a las 12.30 de la noche, en la víspera. Él me decía: -Si el Míster me sacase 10 minutos, estoy convencido de que metería un gol…Tal era la motivación que tenían…”.

Ramiro Fernández confiesa que desde siempre tuvo la idea de escribir este libro. Por eso se hacía acompañar en todos los viajes de una libreta donde iba tomando apuntes de lugares, sucedidos, comentarios del entrenador, de los jugadores…

En Corea recuerda con viveza la derrota y cómo los jugadores tardaron media hora en pasar a la ducha…”, aquello fue un Calvario. Lo narro porque lo he vivido, he estado en el vestuario…”.

‘El peluquero de la Roja’ describe a los futbolistas como “líderes-difusores de la moda. La juventud los imita y los idolatra”. Ramiro tiene en su interior ese afán didáctico por hacerles ver que “marcan tendencia y por eso tienen que cuidarse, del pelo a los zapatos”. Les inculca que “dar la imagen que nos exige el momento puede ser decisivo para nuestro éxito en la vida”. Entre sus recomendaciones, Ramiro siempre ha invitado a que cuiden su imagen facial, capilar. El verdadero amigo del hombre, dice Ramiro, es el espejo: “No miente nunca. Lo que ocurre es que no nos queremos ver, que es diferente. El espejo es el que nos delata cómo estamos realmente. A través de él les hago ver si su imagen es negativa o positiva. Yo quiero que los miembros de nuestra selección nacional tengan una imagen personal impulsora (una imagen IPI)”.

Y como “los futbolistas son muy especiales”, Ramiro es un peluquero discreto. Cuenta que ha tenido bastantes pruebas, como cuando lo de Sara Carbonero con Casillas…”Aquello fue un bombardeo”, dice. Por eso la primera palabra de un entrenador o un jugador es “discreción”. Luego “respeto” que él siempre ha tenido con ellos y ellos con él.

Ramiro es la persona que, cuando todo el mundo felicita, él no lo hace. En cambio, cuando hay problemas, disgustos, tristezas, es el primero que está al lado de cada jugador. Por ello, se define como hombre “cercano y vitalista”.  “Yo no quiero pesimistas a mi lado”, añade. “Lo que busco es que tengan un amigo en quien siempre puedan apoyarse”.

Todo empezó de forma natural cuando pasaron por su salón ovetense a cortarse el pelo durante alguna concentración. Los del Madrid, los del Barça…Luego le llamarían para viajar con la selección. Y todo este trabajo lo realizó siempre de forma altruista.

Ahora, tras 28 años, Ramiro le dijo al presidente y a Luis Enrique –por el conducto reglamentario, precisa- que deseaba apartarse de todo esto. “Me han contestado: Ramiro, tu eres uno de los nuestros”. Ramiro tiene bien claro que en la vida hay que saber buscar el momento justo de retirarse antes de que te retiren. “Que tengas la inteligencia de saber, en pleno éxito como yo tuve con la Selección, ir apartándote en silencio y discretamente”.

Eso sí, mientras tenga salud, Ramiro seguirá con su salón de peluquería en Oviedo. “Tengo un equipo de 10 colaborares, 5 chicos y 5 chicas –¡cumplo con aquello de la paridad!, bromea-. Es un salón que regento desde hace muchos años, con un prestigio labrado…Además, “tengo una de las colecciones más importantes del mundo de instrumentos de barbería con piezas del siglo diecisiete. Tengo piezas extraordinarias”.

En síntesis: “Soy un enamorado de mi profesión. Sigo dando charlas, escribiendo libros…Mientras tenga salud…es importante mantenerse activo. A mí no se me verá paseando por un hermoso parque que tenemos en Oviedo. ¡No, no, no! Ramiro tiene muchas cosas que hacer”.

De Portugal tiene gratísimos recuerdos. Los jugadores Raúl y Morientes le pidieron, en una ocasión en tierras lusas, que acompañase a sus padres mientras ellos  entrenaban.

Se define ‘el peluquero de la Selección’ como un hombre de “concordia, de entendimiento”. Le gusta que “nos hagamos cada día más profesionales y ser un ejemplo para la sociedad”. Y termina: “Yo soy un hombre de consenso en todos los aspectos”.

Ramiro Fernández Alonso, autor de ‘Mis vivencias con el fútbol y la ‘Roja’': “Dar la...